Los beneficios de la sopa castellana

Los beneficios de la sopa castellana

Cuando se busca disfrutar de la comida castellana en Madrid es inevitable pensar en algunos platos típicos, siendo uno de ellos la sopa de ajo, también llamada sopa castellana. Por sus ingredientes, se convierte además de un plato sabroso, en una opción muy saludable que hace que sea muy recomendable comerla.

¿Por qué comer la sopa castellana?

La sopa castellana se encuentra elaborada con ajo, un ingrediente que tiene enormes beneficios para nuestra salud, ya que, en el momento de dar un mordisco a un diente de ajo, se liberan compuestos de azufre necesarios para el correcto funcionamiento del organismo.

De esta forma, con solo disfrutar de esta comida castellana estarás aportando a tu dieta un ingrediente que tiene un gran valor nutritivo, ya que además es muy rico en minerales y vitaminas B y C.

Entre las grandes ventajas del ajo se encuentra el hecho de que su consumo está indicado para prevenir el padecimiento de problemas relacionados con la pérdida de memoria, ya sean leves o problemas más severos como el Alzheimer.

También tiene propiedades preventivas para enfermedades cardiovasculares, como trombosis, infartos o coágulos, ya que mejora los niveles de colesterol malo. Además, se le conoce como el “remedio de la abuela”, por sus funciones para curar resfriados y reducir la presión sanguínea.

Por si esto fuera poco, el ajo tiene enormes propiedades a la hora de estimular el sistema inmunológico, siendo un potente agente antiviral, antibacteriano y antihongos. De todas estas ventajas puedes disfrutar de comer esta sopa, sin dejar de lado su excelente sabor.